Posteado por: basketaldia1 | febrero 22, 2009

Copa del Rey – ESTO NO ES UN BLOG, 4

Ya conocemos a los finalistas de la 73ª edición de la Copa. Tau Cerámica y Unicaja disputarán mañana domingo el partido decisivo, que cerrará este largo (y monárquico) fin de semana madrileño. Será la novena final para el equipo baskonista, que ya disfruta en sus vitrinas de cinco títulos (1995, 1999, 2002, 2004, 2006). Para los malagueños es su segunda presencia en una final copera, habiendo ganado la anterior (2005). Hay dos precedentes de enfrentamientos Tau-Unicaja en la Copa. Ambos se disputaron en Vitoria, y con victoria del equipo local. Fue en las semifinales de 2002 y en los cuartos de final de 2008. Por seguir con esta ración estadística, gentileza de mi servicio de documentación, hay que hacer referencia a los entrenadores. Dusko Ivanovic y Aíto García Reneses suman 8 títulos de Copa. Ambos han ganado ya con dos equipos diferentes, y Aíto podría hacerlo ahora con un tercero. Ivanovic ganó la Copa en 2002 y 2004 con los vitorianos, y en 2007 con el Barça. Además, perdió otra final, con el Tau en 2003. Aíto ganó cuatro Copas con el Barcelona y la del año pasado con el Joventut. Perdió otras cinco finales, por lo que la de mañana será su undécima presencia en el partido decisivo de esta competición.

Todo este despliegue informativo me permite ahora tomarme la licencia de comentar el magnífico cocido madrileño que ha tenido lugar en Casa Carola, una típica taberna madrileña. Quien esto suscribe, no ha acudido a este magno acontecimiento, pero ello no me inhabilita para decir que fue una gran reunión con mesa, mantel y babero. Tal vez en Casa Carola no sepan que la mejor digestión de un cocido es una doble jornada de baloncesto, cómodamente sentado en una butaca. Antes de la reunión gastronómica, había tenido lugar en Alcobendas la presentación del libro “Extranjeros en la ACB”, en el que Juan Carlos Garnica (el genial Rem) firma los artículos sobre Corny Thompson, Piculín Ortiz y Kevin Magee. Quien esto suscribe tampoco acudió a este magno acontecimiento, pero ello no me inhabilita para decir que es una delicia leer a Rem. Y escucharle, como hacemos cada día en el Palacio de Deportes en los descansos entre partidos.

La primera semifinal era considerada por muchos analistas como la final anticipada. Según esto, el Tau sería el campeón anticipado de Copa, ya que fue muy superior al Barcelona y ganó 90-77. Es la sexta victoria consecutiva del Baskonia sobre el Barça: las tres del playoff final de 2008, y las tres que lleva esta temporada en tres competiciones diferentes, Supercopa, Liga y Copa. Los vitorianos parecen intratables esta campaña, a pesar del tropiezo ante el Real Madrid en la última jornada de liga. El balance global de la temporada baskonista lo dice todo: 34 victorias y 5 derrotas. Igor Rakocevic fue un martillo pilón para el Barça, que se descolgó del partido en unos nefastos últimos minutos de la primera mitad, y ya no volvió a tener opción. Una vez más, dejaron la sensación de que su potencial es superior a las prestaciones. Es muy posible que baskonistas y culés se enfrenten en varias ocasiones más en lo que queda de temporada, y ahora mismo el Tau le tiene tomada la medida al Barça.

La segunda semifinal volvió a dejarnos una magnífica impresión del MMT Estudiantes, el supuesto convidado de piedra de esta Copa. Los estudiantiles se pueden ir con la cabeza muy alta, tras su derrota ante Unicaja, 78-71. Han ganado un partido más de los que se esperaba y han tenido opciones hasta los últimos compases de esta semifinal. La aparición de Marcus Haislip en el último cuarto volvió a ser decisivo, como el día anterior ante Gran Canaria. Además, los 24 balones perdidos fueron un lastre para los colegiales. Unicaja se mete en la final sin grandes alardes, con un cuadro bastante benévolo y habiendo encajado tan sólo ha encajado 140 puntos. Mucho deberá mejorar sus prestaciones para poder competir mañana con el Tau, al que nadie le puede quitar la etiqueta de favorito.

Como no sólo de Copa se vive, las semifinales han estado salpicadas por las puntuales informaciones que llegaban desde Illescas, con minuto y marcador de ese gran partido de LEB Oro entre Illescas y Gandía. Afortunadamente, nadie gritó “campeones, campeones”, a pesar de las buenas noticias que llegaban desde la localidad toledana. Victoria de Gandía, 70-80, que puede ser un punto de inflexión (qué bien queda siempre esto del punto de inflexión) en la dura lucha por la permanencia en la categoría.

Esto va llegando a su fin. Sólo nos queda la final. Parece que fue ayer cuando empezamos. Pero no, no fue ayer, fue concretamente el jueves. Lo peor de la Copa no es que se termine; mucho peor es la depresión post-Copa que comienza el lunes. Pero antes, disfrutemos de la gran final.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: